Sé parte de nuestro país
Lugar
Fecha de nacimiento

Cómo pierdes el tiempo y no te das cuenta

agosto 12, 2022
Historias de emprendimiento
Publicidad

El perder el tiempo puede ser algo que se haga de manera intencional, sin embargo, la mayor parte del tiempo puedes estar perdiendo el tiempo y no te das cuenta. No importando si eres un adolescente o un adulto joven con más experiencia, el perder el tiempo en cosas innecesarias.

Existe un dicho popular: «El tiempo perdido, hasta los santos los lloran». Lo cual puede recordarte que el tiempo es valioso y hay que aprovecharlo. Por eso te traemos algunas situaciones en las que podrías estar perdiendo tiempo y no te das cuenta:

Los rituales

No importando si son al llegar a la oficina o la universidad, incluso cuando te acabas de despertar por la mañana, existen rituales los cuales son innecesarios. Puede que al llegar a tu destino, lo primero que haces es leer el periódico o ver noticias en redes sociales; o bien solamente tomar una taza de café y esperar a ir al baño, todos tienen rituales durante las primeras horas del día.

Si bien los rituales no son malos, el error radica en que nunca se nota cuánto tiempo se puede llevar el realizar estas costumbres. El ser humano pierde noción de lo que hace una vez esto se ha convertido en una costumbre. El hacer este tipo de cosas no son necesariamente malas, pero es importante que notes cuánto tiempo te lleva realizar cada uno de estos rituales.

Distracciones

Normalmente las distracciones más comunes en el trabajo o durante el tiempo efectivo para realizar tareas y proyectos de la universidad son las redes sociales. El revisar Facebook, Twitter o seguir la conversación en Whatsapp es algo común al procrastinar.

Sin embargo existen pequeñas distracciones las cuales son más sutiles y pasan desapercibidas, como el priorizar lo que se tiene que hacer de una manera inadecuada, tareas que pueden ser pospuestas. Trata de realizar las tareas que pueden que te lleven más tiempo primero, o bien las que deben de ser entregadas con mayor anticipación que otras, de esta manera, no te distraerás haciendo algo que realmente no es tan importante en ese momento.

No querer adaptarte

No es secreto para nadie que los cambios pueden ser algo tediosos, pero existen personas las cuales se rehusan a pasar por cualquier tipo de cambio. Ya sea porque simplemente no lo desean o bien, no pueden adaptarse a nuevas situaciones.

Sin embargo, el querer siempre trabajar de la misma manera, a pesar que los resultados no sean buenos, puede ser algo que consuma mucho tiempo. El no tratar de hacer algo distinto, porque se está acostumbrado a una forma única de trabajo, es algo que puede costarte un puesto de trabajo. Los cambios pueden ser buenos, pero sobre todo, son necesarios, la negativa a adaptarse no es una opción si se quiere ser exitoso.

Estas son solo algunas de las situaciones que pueden consumir más tiempo del que se cree, de manera discreta, pueden echar a perder cualquier tarea que se esté realizando. Es momento de prestar atención a lo «cotidiano».

Publicidad